" /> Qué es la certificación ISO 9001

Qué significa ISO

 

Las siglas “ISO” hacen referencia a la Organización Internacional de Normalización. Esta organización es una federación a nivel mundial que engloba a organismos nacionales de normalización y que tiene encomendado la preparación de normas internacionales y que son llevadas a cabo por comités técnicos de ISO.

 

Qué es la Certificación ISO 9001

 

La  ISO 9001 es la norma más reconocida y utilizada a nivel mundial para sistemas de gestión de calidad (SGC). Por ello, un signo distintivo de calidad y confianza para un negocio, consiste en obtener la Certificación ISO 9001.

Por medio de ésta, la compañía asegura a sus potenciales clientes que los productos y servicios que oferta cumplen altos estándares de calidad.

La Certificación ISO 9001 se otorga a actividades comerciales desempeñadas en libre competencia, y se concede a todo tipo de organización, ya sean de grande, mediano o pequeño tamaño y cualquiera que sea su área de actividad.

Por medio de la Certificación ISO 9001 se facilitan los pilares para llevar a cabo procesos y personal efectivo con el fin de ofrecer, como fruto de ello, una serie de productos y servicios de forma prolongada que gocen de excelente calidad.

 

Certificación ISO 9001

 

Así pues, debido al gran prestigio y reconocimiento que dicha certificación posee a nivel global, la obtención de dicha certificación otorga numerosas ventajas a las empresas que la poseen, tales como, entre otras:

  • Una mayor ventaja en el mercado, haciendo más competitiva a la compañía.
  • La capacidad de una progresión y mejora permanente del negocio.
  • Prestigio a nivel mundial.
  • Confiere un aumento de la seguridad y la imagen que los clientes tienen de la empresa, a la misma vez que les indica tanto a ellos como a los proveedores, que se está llevando a cabo una gran gestión.
  • Facilita la posibilidad de acceder a mercados que, en condiciones habituales, encontrarían más trabas para acceder a ellos.
  • Otorga una mayor distinción y diferenciación con respecto a los competidores.

Por todo lo anterior, resulta muy conveniente su obtención para aquellas compañías para las cuales resulte interesante acreditar su suficiencia a la hora de facilitar un producto o servicio que cumpla con la calidad y exigencias que el cliente espera de él.

Asimismo, también resulta muy recomendable para empresas multinacionales o  empresas que se encuentren especializadas en algún sector en concreto y que, en calidad de proveedor, requieran superar con éxito un proceso de homologación.

 

Diferencias entre acreditación y certificación ISO 9001

 

Una vez explicado, y teniendo una noción sobre qué es la certificación ISO 9001, conviene no confundirla con la acreditación. A través de la certificación, se muestra como una compañía cumple con determinados estándares de calidad que son exigidos (en este caso por la norma ISO 9001) para el otorgamiento de dicha certificación.

 

Acreditación ISO 9001

 

Por su parte, el hecho de que una empresa disponga de acreditación únicamente  significa que ha demostrado ser competente para desarrollar las actividades para las cuales se encuentra acreditado, conforme a unos estándares internacional establecidos según el tipo de organismo de evaluación.

Además, en relación  con esto último es importante mencionar que la acreditación únicamente se dirige únicamente a compañías que llevan a cabo evaluaciones de la conformidad, (como pueden ser laboratorios, entidades de inspección etc.)

 

Cómo mantener la certificación ISO 9001

 

Por la experiencia en nuestro despacho de abogados para startup, la obtención por parte de una empresa de la Certificación ISO 9001 no resulta sencillo. No obstante, cuando se consigue, muchas veces las empresas tienden a “relajarse” o prestar menos atención al mantenimiento de los requisitos necesarios que le han llevado a su obtención.

Por tanto, lograr mantener la certificación no debe plantear complicaciones siempre y cuando se preste la suficiente atención al  Sistema de Gestión de Calidad.

Para ello, entre otras, se deberán llevar a cabo las siguientes acciones:

  • Realizar actividades formativas para los trabajadores: De esta manera, se conseguirá una mayor eficiencia en los empleados, alcanzando el nivel de competencia que se espera de ellos.
  • Llevar un adecuado seguimiento de los socios y proveedores: En ocasiones, para hacer un juicio sobre si contratar o no de nuevo con el mismo proveedor, resulta muy necesario concretar lo que en realidad se espera de él.
  • Lograr que el cliente se sienta satisfecho: Es una de las máximas a tener más en consideración. Para ello, se pueden realizar encuestas destinadas a medir su grado de satisfacción. De esta manera, dispondremos de unas mayores referencias sobre la opinión del cliente sobre nuestra empresa, la cual emplearemos a la hora de ofertar nuestros productos y/o servicios.

 

Qué es la ISO 9001

Obtener certificación ISO 9001

 

Por tanto, si su organización se encuentra interesada o cree conveniente la obtención de la Certificación ISOS 9001, en Garrido & Doñaque disponemos de abogados especializados en este tipo de asuntos que le ayudarán a cumplir con todos los requisitos necesarios para su obtención, así como también le prestaremos la ayuda necesaria para su posterior mantenimiento.

David Muñoz Pérez